Agosto saharaui: Acoso continuo al anciano Deida, que fue soldado español

b50b5-dida2b92bde2bagosto2b17

Agresión sufrida el 8 de agosto

Alfonso Lafarga.-

Un anciano saharaui, que fue soldado del Ejército español, sufre a diario en El Aaiún agresiones y malos tratos de la policía marroquí después de haber sido privado de su vivienda y desmantelada en varias ocasiones la jaima que él y su familia montaron en la calle, que ha llegado a ser cercada  para impedir que reciban muestras de solidaridad.

Deida Uld El Yazid, de 84 años, sus hijas, una de ellas embarazada, y sus nietos, llevan mes y medio viviendo a la intemperie,  padeciendo el acoso de las fuerzas de seguridad marroquíes. Y todo ello ante el silencio del Ministerio de Defensa de España, país que en su día dijo que era español, al que sirvió en la Policía Territorial del Sáhara y por lo que le fue asignada una pensión.

Deida es todo un símbolo para los saharauis: es el “abuelo de la resistencia pacífica”, que no calla ante los atropellos a los Derechos Humanos y que siempre está en primera línea en las manifestaciones para defender la independencia del Sáhara Occidental.

El 8 de agosto, tras una de las agresiones sufridas desde que el 30 de julio quedó en la calle al ser incendiada su vivienda por un policía, el “abuelo de la resistencia” relató así lo ocurrido: “Nos asaltaron esos perros, esos salvajes, sobre las dos de la mañana. A mí me golpearon por la pierna, que aquí se ve cómo está,  Sus golpes sólo me dieron más fuerza, militancia y más convicción en la lucha. Y aquí seguiremos enfrentándonos a ellos hasta que desalojen la tierra o nos aniquilen y nos convertiremos en una tumba colectiva, como pasó en Gdeim Izik”.

Captura

Libreta de cobro del soldado Deida

Su vida es un relato de oposición al ocupante marroquí: se manifestó con los sindicatos y los parados en 1999 y recibió una paliza; también lo hizo ante el Alto Comisionado por los Derechos Humanos de las Naciones Unidas en 2006 y fue atropellada con un coche por la policía, sufriendo fractura de una pierna; en 2011 luchó por la liberación de los presos políticos saharauis y fue golpeado y amenazado; asistió al 13 Congreso del Frente Polisario, en los territorios liberados, y a su regreso “se ganó” heridas de diversa consideración; su participación en el duelo por el fallecimiento del presidente Mohamed Abdelaziz le trajeron más amenazas.

En Gdeim Izik -el campamento de  jaimas desmantelado en 2010 por las fuerzas de seguridad y el ejército marroquí y por el que han sido condenados 23 saharauis a elevadas condenas, siete de ellos a cadena perpetua- Deida ofició la despedida a Najim Gerhui, un joven de 14 años que murió por disparos de la policía marroquí,  y este año viajó hasta Rabat para apoyar a los presos juzgados por el “campamento de la dignidad”.

En septiembre de 2012 Deida y su familia protagonizaron  una sentada en varias ocasiones frente a la sede del Pacha de El Aaiún, al serle negada la prestación social de la que vivía su familia por su posicionamiento contra la ocupación militar marroquí. Y como estas, muchas acciones más.

Respeto saharaui a sus mayores

Concentracion Sale enero 2017

En Salé (Marruecos), en el juicio de Gdeim Izik

En el Sáhara Occidental hay un gran respeto por los ancianos, que son “un pequeño libro de historia”, según el periodista y escritor saharaui Ali Salem Iselmu: “Su sabiduría nos permite hacer un viaje a través del tiempo en busca de ese pasado mágico que nos habla de batallas, sequías y lluvias, identificando cada fecha con la nomenclatura poética de los sucesos que caracteriza a la cultura saharaui”.

Y aunque el maltrato a los ancianos, como a las mujeres,  nunca ha formado parte de la cultura saharaui, las cosas no son así desde que Marruecos invadió el Sáhara Occidental, como cuenta desde El Aaiún el defensor de los Derechos Humanos Hmad Hammad, vicepresidente del Comité de Defensa y Autodeterminación del Pueblo Saharaui (CODAPSO).

Hamad dice que las fuerzas de ocupación no ha dejado de practicar todo tipo de violencia  y tortura contra los desarmados ciudadanos saharauis, “ya sean niños, mujeres o ancianos, quienes carecen de la mínima protección de sus derechos elementales como seres humanos”. Y todo esto “ante la incompetencia de la Misión de Naciones Unidas para el Referéndum en el Sáhara Occidental (MINURSO), en nuestra nación ocupada y el silencio de la comunidad internacional”.

“El notable” Deida, dice Hmad, es “un anciano con un cuerpo delgado y un corazón tan grande donde caben todas convicciones de la libertad de su tierra” y, “a pesar de su avanzada edad y de su enfermedad es un hombre que lo ha dado todo y lo sigue dando”.

La abogada Cristina Martínez Benítez de Lugo coincidió con Deida  en el juicio contra los imputados de Gdeim Izik,  y dice de él que “se enfrenta cada día con los que tienen la fuerza bruta, pero la fuerza y la razón son suyas”.

Nunca una misma persona ha tenido tantas referencias en el resumen mensual de Contramutis sobre ataques a los Derechos Humanos de los saharauis,  en los territorios ocupados del Sáhara Occidental, ciudades del Sur de Marruecos con población saharaui y cárceles en territorio marroquí, como Deida Uld El Yazid.  La que sigue es una relación aproximada de hechos ocurridos en agosto de 2017, elaborada con datos de organizaciones de  Derechos Humanos y medios de información saharauis, tanto oficiales como independientes:

Agosto saharaui 2017

 

Anuncios

Un comentario en “Agosto saharaui: Acoso continuo al anciano Deida, que fue soldado español

  1. Pingback: Agosto saharaui: acoso continuo al anciano Deida, que fue soldado español | Voz del Sahara Occidental en Argentina

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s